El peligro de las drogas en la adolescencia

Hoy en día el consumo de sustancias entre los jóvenes es un grave problema de salud pública. Es por ello, que organismos mundiales como la OMS, establecen medidas para luchar contra éste. De esta forma, como indican algunos investigadores, conocer los factores relacionados, así como las características que influyen en su inicio y mantenimiento es de gran importancia para su intervención y prevención.

Entre las sustancias más consumidas por los jóvenes de forma diaria se encuentran el tabaco, seguido del cannabis. Mientras que durante el fin de semana, destaca entre las actividades de ocio nocturno, el “botellón”, como la actividad más practicada entre los adolescentes y adultos jóvenes.

Según el Plan Nacional sobre drogas (2016), en España un 76,8% de los adolescentes entre 14 y 18 años consumieron alcohol en el último año y un 68,2% en el último mes.

Según el informe mundial de drogas (Unodc), existe suficiente información epidemiológica para sostener que los púberes y adolescentes son los más vulnerables al consumo de sustancias legales, ilegales y drogas médicas, dado que su identidad se encuentra en un estado de formación.

La literatura también señala que los jóvenes que realizan un consumo intensivo de alcohol tienen mayor probabilidad de verse implicados en numerosos comportamientos de riesgo como peleas, conducir bajo los efectos del alcohol, tener problemas con la policía, ser víctima de atracos o robos, participar en prácticas sexuales de riesgo o presentar un peor rendimiento académico.

FACTORES DE RIESGO

Algunos factores de riesgo para el consumo de sustancias son:

  • La edad de inicio de consumo, especialmente de tabaco; siendo la edad media de inicio los 12 años. El riesgo de convertirse en fumador se multiplica cada año, por tres.
  • La disponibilidad percibida de la sustancia. De modo que percibir la sustancia como fácilmente accesible, aumenta la probabilidad de ser consumida.
  • La mayoría de jóvenes no presenta un nivel de información adecuado acerca de los problemas de salud derivados del consumo excesivo de alcohol, o muestran creencias distorsionadas y erróneas (Suárez et al., 2016). De esta forma, por ejemplo, prácticamente la mitad de los adolescentes creen que fumar relaja y que si el sujeto controla la situación, ninguna sustancia puede crear adicción (Baltasar et al., 2014).
  • La baja percepción del riesgo por parte de los adolescentes frente al consumo de drogas, especialmente alcohol y cannabis, es un importante factor de riesgo.

 FACTORES DE PROTECCIÓN

En lo que refiere a factores de protección frente al consumo, se conoce que la educación en valores y actitudes y la asistencia a clases son un factor importante; así como el buen desarrollo de habilidades sociales, la estimulación de la autoestima, el ocio saludable en el tiempo libre. Además, de la necesidad de reducir la accesibilidad a las drogas.

Todos estos aspectos ayudan a establecer un entorno de crecimiento y desarrollo personal y social para un mejor rendimiento de la salud mental.

También es importante destacar la necesidad de incrementar los esfuerzos por llegar a esta población a través de mensajes y canales creíbles.

Es por todas estas razones, que en nuestro centro hemos puesto en marcha el Programa “HELP”, centrado en dejar el consumo y potenciar las capacidades de la persona, para llevarle a gestionar su vida de manera exitosa. El plan se basa en el modelo Minnesota y en la terapia Cognitivo-conductual, ambos enfoques terapéuticos demostrados científicamente.

Se compone de Terapia psicológica individual y Terapia grupal dirigida por un psicólogo y un terapeuta en la que trabajamos conceptos y herramientas de psicología para el desarrollo personal.

Las sesiones son participativas y se realizan dinámicas de grupo y ejercicios de auto-reflexión. Además, se dispone de asistencia telefónica fuera de las sesiones.

 

¿Creéis que es importante incrementar los factores de protección a edades tempranas, para prevenir problemas en la edad adulta?

 

Nos vemos la próxima semana!!

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *